Por qué Cada pequeña cosa que sabes sobre Oracion A Nuestra Señora De Guadalupe no es correcto y lo que debes tener en cuenta

2019-01-05
Rate this post

Contenido

oracion a nuestra señora de guadalupe

Haz que merezcamos oír en el fondo del alma esas expresiones. Sí, eres nuestra Madre; la Madre de Dios es nuestra Madre, la más tierna, la más clemente. Por tu justicia, presente en nuestros corazones, reine la paz en el planeta. Te lo pedimos por nuestro Señor Jesucristo, tu Hijo, que vive y reina contigo y el Espíritu Beato, Dios, por los siglos de los siglos. ¡Oh Virgen Inmaculada, Madre del verdadero Dios y Madre de la Iglesia!

Esta oración fue compuesta y rezada por Su Santidad el Papa Juan XXIII en la bendición del templo a la Muy santa Virgen de Guadalupe en Roma, Italia, el 20 de noviembre de 1962. Defendednos de todo mal, Reina y Madre de México; y haced que seamos leales imitadores de nuestro Jesús, que es camino, verdad y vida, a fin de que un día podamos, de vuestra mano, lograr en el cielo el premio de la visión beata. Da la paz, la justicia y la prosperidad a nuestros pueblos; ya que todo lo que tenemos y somos lo ponemos bajo tu precaución, Señora y Madre nuestra. Madre de clemencia, Profesora del sacrificio escondido y discreto, a ti, que sales al encuentro de nosotros, los pecadores, te consagramos en este día todo nuestro ser y todo nuestro amor. Tú, que desde este lugar manifiestas tu clemencia y tu compasión a todos y cada uno de los que piden tu amparo; escucha la oración que con filial confianza te vamos y preséntala frente tu Hijo Jesús, único Redentor nuestro. Y en la tilma entre rosas pintada Su imagen querida se dignó dejar. “Oye hijo mío, el más pequeño, ten entendido que son muchos mis servidores y mensajeros a quienes puedo encargar que lleven mi mensaje y hagan mi voluntad, pero es de todo punto exacto que tú mismo solicites y asistas y con tu mediación, que se haga mi intención”.

Oración Iv

Norberto Rivera Carrera, Arzobispo de México y custodio oficial de la imagen de Guadalupe. Da la paz, la justicia y la prosperidad a nuestros pueblos, puesto que todo cuanto poseemos y somos lo ponemos bajo tu cuidado, Señora y Madre nuestra. Te invitamos a prender una vela virtual y a elegir una oración particular. Dios te salve María, Señora de la paz, oramos por la paz en nuestro planeta; haznos pacificadores. Descarga la oración y compártela con tu familia y amigos. Como Patrona de las Américas, Nuestra Señora de Guadalupe nos da un modelo para que también nosotros podamos hallar y acoger a aquellos que buscan mejores vidas aquí en los Estados Unidos.

oracion a nuestra señora de guadalupe

Lea mas sobre aqui.

El 9 de diciembre de 1531, en la Localidad de México, Nuestra Señora se le apareció al noble indio Quauhtlatoatzin, que había sido bautizado con el nombre de Juan Diego , y le pidió que le dijera al obispo de la ciudad que edificara una iglesia en su honor. Juan Diego transmitió la solicitud, y el obispo exigió alguna prueba de que la Virgen había aparecido. Al recibir la petición de Juan Diego, Nuestra Señora hizo que las flores crecieran en una colina semidesértica en pleno invierno, que Juan Diego tuvo que llevar al obispo.

oracion a nuestra señora de guadalupe

Si en tu iglesia local hay una imagen de la Virgen de Guadalupe, puedes visitarla y pasar tiempo con meditando y expresándole tus pretensiones. Asimismo puedes llevar a cabo un pequeño altar en tu casa con la imagen, una candela y algún otro elemento que represente tu devoción a la Guadalupe. Miles de individuos apelan a su intercesión mediante la imagen prodigiosa que está en su basílica en la Ciudad de México y la próxima oración. La Virgen de Guadalupe, la virgen morena, es una de las advocaciones de la Virgen María más conocidas y amadas de todo el mundo. Su aparición el el Tepeyac en México en 1531 fue el principio de la conversión de millones de mexicanos al cristianismo, la fe que hasta hoy inspira a este pueblo de América.

Te suplicamos que nos concedas un amor muy grande a todos y cada uno de los santos sacramentos, que son como las huellas que ti Hijo nos dejó en la tierra. Contempla esta enorme mies, e intercede para que el Señor infunda apetito de santidad en todo el pueblo de Dios, y dé abundante vocaciones de sacerdotes y religiosas, fuertes en la fe y celosos dispensadores de los secretos de Dios. Virgen de Guadalupe, Madre de las Américas, te pedimos por todos los Obispos, para que conduzcan a los leales por senderos de intensa vida cristiana, de amor y de humilde servicio a Dios y a las almas. Madre de clemencia, Maestra del sacrificio escondido y discreto, a ti, que sales al acercamiento de , los pecadores, te consagramos en este día todo nuestro ser todo nuestro amor. Te consagramos asimismo nuestra vida, nuestros trabajos, nuestras alegrías, nuestras enfermedades y nuestros dolores. Padre de Clemencia, que has puesto a este pueblo tuyo bajo la particular protección de la siempre Virgen María de Guadalupe, Madre de tu Hijo, concédenos, por su intercesión, profundizar en nuestra fe y buscar el progreso de nuestra patria por caminos de justicia y de paz.

Lea mas sobre oracionasanjudas-tadeo.com aqui.

Estando bajo tu sombra protectora, y en tu maternal regazo, nada podremos tener miedo. Ayúdanos en nuestra peregrinación terrena e intercede por frente tu Divino Hijo en el momento de la muerte, para que alcancemos la eterna salvación del alma.

  • Contempla esta enorme mies, e intercede a fin de que el Señor infunda apetito de santidad en todo el Pueblo de Dios, y dé rebosantes vocaciones de sacerdotes y religiosos, fuertes en la fe, y celosos dispensadores de los secretos de Dios.
  • Dios te salve María, Señora de la paz, oramos por la paz en nuestro planeta; haznos pacificadores.

Estad con nosotros en las fatigas del trabajo cotidiano, en las alegrías, en las penas y adversidades de la vida, de modo que nuestro espíritu inmortal logre elevarse, libre y puro, a Dios y servirlo placenteramente, con generosidad y furor. ¡Señora Nuestra de Guadalupe, que asimismo a la tierra de México habéis amado ofrecer especiales muestras de Benevolencia, y habéis prometido consuelo y contribuye a esos que os aman y prosiguen! Mirad benigna a todos nuestros hijos; ellos os invocan con confianza. Contempla esta inmensa mies, y también intercede a fin de que el Señor infunda hambre de santidad en todo el Pueblo de Dios, y otorgue rebosantes vocaciones de sacerdotes y religiosos, fuertes en la fe, y recelosos dispensadores de los misterios de Dios. “Oye y ten entendido, hijo mío el más pequeño, que es nada lo que te asusta y aflige; no se turbe tu corazón; no temas a esa patología ni alguna otra angustia. No te apene ni te inquiete otra cosa, no te aflija la enfermedad de tu tío, que no morirá en este momento de ella. La Virgen de Guadalupe, advocación de la Virgen María, dejó no únicamente un bello mensaje para los mexicanos, pero asimismo una hermosa imagen grabada en el ayate del santo Juan Diego; que el día de hoy es reverenciada por todos y cada uno de los mexicanos y por bastante gente en todo el mundo.

Como en Caná, intercede ante tu Divino Hijo, pidiéndole que consuele a las familias de los enfermos y de las víctimas, y que abra sus corazones a la esperanza. Ayúdanos a llevar la paz de Jesús a nuestra tierra y a nuestros corazones.

Lea mas sobre cuentos-infantiles.net aqui.

oracion a nuestra señora de guadalupe

Realiza un comentario